Cuando los jóvenes despiertan – Manuel Fuentes Muñiz

Cuando los jóvenes despiertan – Manuel Fuentes Muñiz.

Una extraña euforia se siente por todos lados.  Se habla de los jóvenes y de su rebelión, de que salen a las calles, y que incluso han logrado que Televisa y otros medios cuiden la forma de cómo se transmite la información cuando dan cobertura a sus reclamos.

Incluso los jóvenes universitarios se sienten sorprendidos por la reacción de los medios de comunicación hacia ellos.  Aparecen en la radio, en los medios de comunicación impresos y hasta en la televisión.  Parece que estos espacios tradicionales quieren competir con otros medios más libres, que los han ido rebasando como el facebook, el twitter o hasta páginas electrónicas.

Los medios de comunicación televisivos, la mayoría de los impresos y de la radio se les ha llamado “tradicionales” porque son otros los que deciden las formas y lo que se puede dar a conocer en esos lugares. Los actores que generan la noticia generalmente están al margen y su voz  la escuchan distorsionada.

Se busca dar a conocer en esos medios tradicionales una realidad a modo y por ello los jóvenes están buscando otra forma de comunicarse.  Pero no solo ellos, un segmento de los adultos mayores se refugian en el internet para encontrar voces como las de ellos, como las de sus iguales.

Sin embargo aunque su uso es mayor cada día, el uso del internet es para una elite que puede pagar el internet, tener una computadora, o los más sofisticados por medio de su teléfono o sus tablas portátiles que no son la mayoría.  En las Universidades públicas su acceso es gratuito pero limitado.  Las salas de internet generalmente están llenas y hay otros que deben hacer fila para tener acceso a ellas.

Otros que no tienen internet en su casa o espacios públicos gratuitos tienen que acudir a un café internet y deben pagar para tener acceso a esos espacios. 

La mayoría de la población está atrapada en los mensajes o información que dan los medios de comunicación y no tienen otra alternativa, pero sin embargo habrá que reconocer que mucha gente apenas si se entera de las noticias y en todo caso repite lo que otros dicen por la carencia de recursos.

Hay comunidades en todo el país en que las formas de comunicación se dan por medios tradicionales y ello impide una visión crítica de la realidad.  Allí hay muchos jóvenes alejados a medios de comunicación con escasos recursos que tienen que enfrentar el día a día de manera diferente a la que tienen los estudiantes en las ciudades.

Los jóvenes de las secundarias, de las preparatorias y de las universidades ven la opción que les brinda el internet para tener una comunicación sin intermediarios.   Los padres de ellos tienen que recurrir a sus hijos para recibir o mandar un correo electrónico y ven en ellos el aprendizaje de una nueva forma de comunicarse de manera más rápida. 

Las cartas manuscritas o hasta escritas a máquina enviadas por correo tradicional son una vía que usan los más viejos y poco a poco va desapareciendo.

Las pancartas que se han visto en los mítines y marchas recientes de los jóvenes como: “No veas la televisión, infórmate por internet” son un llamado de atención a la falta de confianza que se tiene en los medios tradicionales de comunicación.

Ya hay gobiernos y hasta candidatos que empiezan a pregonar la idea de que existan espacios públicos donde haya internet gratuito.  Se va configurando poco a poco un nuevo derecho humano: el tener acceso universal al internet.

Es una idea que grupos monopólicos de información y sectores políticos que los representan quieren impedir porque significaría ceder a la sociedad un poder que ahora ellos manipulan a su gusto y representan enormes ganancias económicas.

Los jóvenes universitarios que ahora salen a las calles a dar un ejemplo de dignidad empiezan a darse cuenta que tienen ellos un rol en la sociedad que es determinante.  Están removiendo conciencias y una manera distinta de entender los problemas sociales.

Una de mis alumnas justificaba la entrega en el tiempo límite de un trabajo universitario que le encargué por acudir a una de las manifestaciones recién realizadas en la ciudad de México.  Otros más reflexionan en pleno salón de clases, en los pasillos sobre el papel que deben tener los jóvenes en la sociedad. 

Los jóvenes empiezan a despertar. Ojala que no sea por la coyuntura del proceso electoral y lo hagan por unas semanas; los necesitamos permanentemente para cambiar este país de desigualdades.

Correo: mfuentesmz@yahoo.com.mx  Twitter: @Manuel_FuentesM

Públicado en: http://www.lasillarota.com/index.php?option=com_k2&view=item&id=41278:cuando-los-jóvenes-despiertan&Itemid=72

Anuncios

1 comentario»

  240450yaco wrote @

Los jovenes han logrado que televisa y otros medios cuiden la forma de cómo se trasmite la información un ejem: en el programa de ayer “3er grado” pareciera que los que entrevistaron a Peña Nieto son imparciales.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s