JUECES BAJO SOSPECHA, Manuel Fuentes Muñiz

Que mal cuando se pone en duda la imparcialidad de un juez, un magistrado, un ministro o de un tribunal, pero más cuando el gobernante sujeto a revisión contribuye a su demerito.  En las últimas semanas el Tribunal de lo Contencioso Administrativo del Distrito Federal (TCADF) ha estado en el ojo del huracán por la apuración gubernamental en designar magistrados a modo y en el “descubrimiento” de la alteración de ley orgánica de ese tribunal vigente desde el 10 de septiembre de 2009.

La imposición, a riesgo de la autonomía de ese tribunal, de candidatos de gente cercana al Jefe de Gobierno, de personas que sin experiencia de juzgador ni administrativa, prosperó parcialmente ante cuestionamientos de organizaciones civiles.

El malestar incluso se trasminó al interior del TFCADF, ya que 15 magistrados de la Sala Ordinaria, que podrían aspirar a esos puestos de ascenso y un centenar de secretarios de acuerdos, que día a día transpiran el quehacer de jueces, no fueron considerados, simplemente por no gozar de la amistad o recomendación del Jefe de Gobierno.

Para leer el artículo completo vaya al siguiente domicilio electrónico de “La Silla Rota”:

http://lasillarota.com/index.php?option=com_k2&view=item&id=33576:jueces-bajo-sospecha&Itemid=72

Anuncios

No comments yet»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s